viernes, marzo 06, 2009

pequeñez


duelen las cervicales duelen
duele la cabeza pincha

pero hay algo mejor que todo eso
la música de violines que puso balta
y sube desde abajo impregnando la hora de la siesta
el nublado del día
la gata que se enrosca y agradece la caricia
las nubes que pasan tan despacio
como el picicato
la vecina de enfrente barriendo las hojas del fin del verano
la promesa de felicidad
la foto de duchamp
los perros que vendrán
los viejos que se irán
abonarán la tierra
que le dará de comer a unos cuantos gusanos
y se cumplirá un ciclo más
natural natural
yo me iré también
pero no seguro hoy
y estoy en paz
en este instante
no pido más

1 comentario:

dina dijo...

sabes una cosa? leí esto que escribiste y me pareció la letra de una canción....esta de puta madre para una canción...le podemos poner música? me dejas???eh?? que linda...bo