viernes, mayo 09, 2008

Te ofrezco



..."¿Qué le voy a hacer? En mitad del gran desorden me sigo creyendo veleta, al final de tanta vuelta hay que señalar un norte, un sur. Decir de alguien que es un veleta prueba poca imaginación: se ven las vueltas pero no la intención, la punta de la flecha que busca hincarse y permanecer en el río del viento.

Hay ríos metafísicos. Sí, querida, claro. Y vos estarás cuidando a tu hijo, llorando de a ratos, y aquí ya es otro día y un solo amarillo que no calienta. J`habite à Saint-Germain-des-Prés, et chaque soir j’ai rendez-vous avec Verlaine. / Ce gros pierrot n`a pas changé, et pour ocurrir le guilledou... Por veinte francos en la ranura Leo Ferré te canta sus amores, o Gilbert Bécaud, o Guy Béart. Allá en mi tierra: Si quiere ver la vida color de rosa / Eche veinte centavos en la ranura... A lo mejor encendiste la radio (el alquiler vence el lunes que viene, tendré que avisarte) y escuchás música de cámara, probablemente Mozart, o has puesto un disco muy bajo para no despertar a Rocamadour. Y me parece que no te das demasiado cuenta de que Rocamadour está muy enfermo, terriblemente débil y enfermo, y que lo cuidarían mejor en el hospital. Pero ya no te puedo hablar de esas cosas, digamos que todo se acabó y que yo ando por ahí vagando, dando vueltas, buscando el norte, el sur, si es que lo busco. Si es que lo busco. Pero si no lo buscara, ¿qué es esto? Oh mi amor, te extraño, me dolés en la piel, en la garganta, cada vez que respiro es como si el vacío me entrara en el pecho ..."

Julio Cortázar, en Rayuela.

Cortazar nombra a Ferré y así , así le cantaba Leo Ferré a sus amores.

Es bello recordarlo entre tanta ceniza.

Entre tanta erupción de volcanes en la Patagonia.

Primero va el original en francés.

Luego en el nuestro.

Les fleurs à inventer les jouets d'une comète

Les raisons d'être fou la folie dans ta tête

Des avions en allés vers tes désirs perdus

Et moi comme un radar à leurs ailes pendu

Des embruns dans tes yeux et la mer dans ton ventre

Un orgue dans ta voix chaque fois que je rentre

Des chagrins en couleur riant à ton chevet

Les lampes de mes yeux pour mieux les éclairer

Les parfums de la nuit quand ils montent d'Espagne

Les accessoires du dimanche sous ton pagne

Les larmes de la joie quand elle est à genoux

Le rire du soleil quand le soleil s'en fout

Les souvenirs de ceux qui n'ont plus de mémoire

L'avenir en pilules toi et moi pour y croire

Des passeports pour t'en aller t'Einsteiniser

Vers cet univers glauque où meurent nos idées

Des automates te parlant de mes problèmes

Et cette clef à remonter qui dit : "je t'aime"

Un jardin dans ton coeur avec un jardinier

Qui va chez mon fleuriste et t'invite à dîner

Des comptes indécis chez ton marchand de rêves

Un sablier à ton poignet des murs qui lèvent

Des chagrins brodés main pour t'enchaîner à moi

Des armes surréelles pour me tuer cent fois

Cette chose qu'on pense être du feu de Dieu

Cette mer qui remonte aux pieds de ton vacarme

Ces portes de l'enfer devant quoi tu désarmes

Ces serments de la nuit qui peuplent nos aveux

Et cette joie qui fout le camp de ton collant

Ces silences perdus au bout d'une parole

Et ces ailes cassées chaque fois qu'on s'envole

Ce temps qui ne tient plus qu'à Trois... deux... un... zéro !

Te ofrezco

Las flores para inventar los juguetes de un cometa

Las motivos para estar loco

la locura en tu cabeza.

Los aviones que se van hacia tus deseos perdidos

Y yo como un radar colgado de sus alas.

Las brumas en tus ojos

y el mar en tu vientre

y un órgano en tu voz

cada vez que entro en ti

y penas de color que se ríen en tu cabecera.

Y las lámparas de mis ojos para iluminarlas mejor.

Los perfumes de la noche cuando suben desde España

Los accesorios del domingo bajo tu velo

Las lágrimas de la dicha cuando está de rodillas y

La risa del sol cuando al sol le da lo mismo.

Te ofrezco los recuerdos de los que ya no tienen memoria

El futuro en píldoras y

tú y yo para creerlo

te ofrezco

pasaportes para la era atómica

hacia ese donde mueren nuestras ideas

Te ofrezco autómatas

Que te hablen de mis problemas

Y esta llave de dar cuerda que dice:

Te Quiero.


Te ofrezco

un jardín en tu corazón con un jardinero

Que va a casa de mi florista y te invita a cenar.

Te ofrezco cuentas indecisas de tu vendedor de sueños

Y un reloj de arena para tu muñeca

Te ofrezco muros que levantan tristezas bordadas a mano

Para encadenarte conmigo

Y te ofrezco

Armas surreales para matarme cien veces.

Te ofrezco aquello que creemos ser fuego de Dios,

esa mar que se sube a los pies de tu estrépito,

esas puertas del infierno ante las cuales desarmas y esas

promesas de la noche que pueblan nuestras confesiones.

Y te ofrezco esa alegría que avanza por tus leotardos

Esos silencios perdidos al final de una palabra

Y esas alas rotas cada vez que levantas el vuelo

Y ese tiempo que ahora se reduce a

Tres dos uno cero!


Todo eso, te ofrezco.


Dedicado a Argol y Sirius que se juntan , cada atardecer en el cielo.



9 comentarios:

piero dijo...

che que lindo,me quedo como un nudito en el gargero....ya lo trago o con suerte lo gomito.
un saludo grande

cima dijo...

conocer las estrellas, y por su nombre ,es algo que me debo....

la tela es mi debilidad, aunque aumente la estafa....

la pasión siempre está, pero me refiero a la que desata los instintos....

y Cielo?, sabés algo de su vida bucanera?

muy grato el post
gracias
1 beso

que no gomite Piero que ligo yo que estoy abajo!!!

Diana Laurencich dijo...

Gracias Piero.
A mí también me queda un nudito siempre que lo escucho o lo leo.
Pero la vida es así.
Un saludo desde el otoño.

Diana Laurencich dijo...

Dani:Si te gusta el zen , es cierto que te debés el nombre de las estrellas.
No sé que haría sin su presencia en mi vida.

Con respecto a la tela, está hecho.Ahora voy a pintar unas seis.
Salvo que quieras una que tiene escrito en alemán: ¿Por qué nosotros?

De Cielo , sé poco, pero un día de estosme voy a poner al día.
Andamos cruzadas de horarios.

Qué gracioso este Piero con su gómito, Balta lo llamaba así hasta hace poco.

cima dijo...

a "WARUM WIR?" la tengo presente, es hermosísima, y fuí a verla de nuevo al post de agosto del 2007 cuando la colgaste en "LA NORMANDINA"....

¿viste que los pintores atesoran algunas obras que son caras a sus sentimientos e historias y van formando así su propia colección de si mismos.... no sé porqué, pero imagino que ésta debe ser una de ésas....
creo que es demasiado, sinceramente... cualquier obra tuya de las nuevas o de las de antes me va a llenar de alegría...

1 beso y celebro que vuelvas a pintar reina!

piero dijo...

che no quise manchar a nadie con mi gomito,igual me lo aguante.
habias dejado de pintar?....a veces es como el gusano que se mete en la tierra por un tiempo....a mi me pasa.
saludo desde el sol timido (ingles)

Diana Laurencich dijo...

Ok, Cima, Hecho...pinto y elegís...
Gracias por lo de dejarme Warum Wir, si tiene su historia...estba enamorada de un alemancito jovencito y me preguntaba por qué tanta adversidad....
En fin, por eso la conservo.
Además que me sigue gustanto y es del 89!!! va a tener 20 añossssssss!

Ayer hablé con Doña Cielo, te manda muchos saludos y espera pronto volver a ser buecanera.

Un beso, Dani..

Piero: seremos gusanos y mucha honra!!!
garcias por el compartir rl poquito de sol que tenés en tu saludo.

Mamerto Tetto dijo...

Tenes mucha buena onda... me sorprende encontrar gente como vos, no me sucede muy a menudo... por eso te tiro la mejor aunque me cueste un poco, porque siempre estoy con la peor...

Mucha suerte.

Diana Laurencich dijo...

mamerto, gracias por la onda, no es cierto que yo la tenga...hoy martes trece, ni te imaiginás.