domingo, abril 05, 2009

dimanche























Vuelta al domingo,después de un sábado de sol y arena, una jornada de kitesurf en Mar Chiquita, hoy estamos rotos y medio enfermos. Tomando té de ginger.
Pasando el mal trago del domingo.
Día de lo más ensordecerdor...por el silencio, por la agonía de la semana que pasó o el abismo de la viene.
Por lo que hicimos y lo que dejamos de hacer. Por lo que debemos y no haremos. O sí.
Después todo resulta igual, o distinto, pero no duele tanto. Sólo el domingo, cuando uno recuerda el ayer y no tiene ganas del mañana.
Las fotos son de ayer en la laguna Mar Chiquita, Reserva de la Biosfera...kitesurf...y rock'n roll en el atardecer . Las estrellas, la luna y los recuerdos de una canción tribal bailada por Laura, Balta y por mí, el Ri sólo se reía.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Si,Diana, así son los domingos...como un trago que sabemos hay que pasar....por mucho que tengamos por hacer.Pero el sol del sábado se quedó en tu adentro, quén sabe que crecerá. Un abrazo,

Silvia

Danixa dijo...

si Silvia, así es...el sol está todavía conmigo, (aunque el viento también) jaja!
besote